Historia mambisa

Por: Raúl Antonio Capote
Pepito, el mambí de la tropa de Elpidio Valdés, quería un mauser flamante para pelear contra los colonialistas españoles pero le dieron un viejo cachimbo, los mauser disparaban certeros contra el fortín de los godos, pero la tropa insurrecta siempre escasa de municiones, pronto quedó en silencio, los flamantes mauser estaban sin balas, había que usar el infalible y fiel machete, a guampara limpia le entrarían al fortín, sin embargo Pepito seguía disparando con su viejo cachimbo que tiraba de todo, clavos, balas, cualquier pedazo de metal servía de proyectil y hacía daño a los  soldados españoles que se reistían a entregar la bandera, hasta rejas de ventanas cuenta la historia que tiró Pepito con su cachimbo.
Anoche me sentí como el Pepito del dibujo animado, el viejo cachimbo siguió tirando toda la noche y toda la madrugada, junto a miles de mauser flamantes y relucientes machetes garantizados, esta vez no era contra colonialistas españoles o traidores rayadillos, sino algo peor, vendepatrias anexionistas, mercenarios y otros de esa fauna.
Anoche el viejo cachimbo se cubrió de gloria disparando salvas de honor por la partida a la eternidad del Comandante en Jefe, anoche disparó sus salvas para alejar la tristeza y acompañar la marcha de la caballería con Fidel al frente.
 
Raúl Antonio Capote